ॐ Om

¿Por qué cantamos Om ?

Om es uno de los sonidos simbólicos más cantados en India. Tiene un efecto profundo sobre el cuerpo y la mente de aquél que lo canta y también en su entorno. La mayoría de los mantras y cantos védicos comienzan con Om. Todas las acciones auspiciosas comienzan con un Om. Incluso se usa como saludo- Om, Hari Om, etc. Es repetido como mantra o se utiliza para meditar sobre él. Su forma gráfica es adorada, contemplada y usada como un signo auspicioso.

Om es el nombre universal del Señor. Está compuesto por las letras A, U y M. El sonido emergente de las cuerdas vocales comienza en la base de la garganta como A. Al acercarse los labios entre sí, se forma la U y cuando los labios se cierran, todo el sonido concluye en M. Las tres letras simbolizan los tres estados (despierto, sueño y sueño profundo), las tres deidades (Brahma, Vishnu y Shiva), los tres Vedas (Rig, Yajur y Sama), los tres mundos (Bhuh, Bhuvah, Suvah), etc. El Señor es todo esto y más. El Señor sin forma ni atributos (Brahman) es representado por el silencio entre dos emisiones de Om. Om también es llamado pranava, que significa “aquél (símbolo o sonido) por el cual el Señor es alabado”.

Se dice que el Señor comenzó a crear el mundo después de haber cantado Om y atha. Así, se considera que su sonido crea un comienzo auspicioso para cualquier tarea que se quiera llevar a cabo.

El canto de Om debería tener el sonido resonante de una campana. Llena la mente de paz, la focaliza y permea de un sonido sutil. Se medita sobre su significado y se logra la realización.

Así Om simboliza todo, esto es, el significado y la meta de la vida, el mundo y la Verdad detrás de él, lo material y lo sagrado, todas las formas y Aquello que no tiene Forma.

 

Fuente: “Why do we…?” – Swami Vimalananda y Radhika Krishnakumar